ibubok.com, Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.
iBubok, Descarga las últimas novedades en libros electrónicos. Cientos de libros para descargar
Facebook Conéctate con
0
Carrito de la compra
Suscríbete a nuestros boletínes
Danos tu Email
He leído y acepto la política de privacidad
Más visitados:
  • Regina

  • Si soy tan buena, ¿por...

  • Steve Jobs

  • Seis semanas para ser un...

  • La caída de los...

  • Tengo ganas de ti

  • Cada siete olas

  • Estudio de los efectos...

  • Área 81 (e-original)

  • Si tú me dices ven lo...

  • La verdad sobre el caso...

  • El arte de la guerra

Detalle del Libro
0 Toda esa gran verdad

Toda esa gran verdad


Autor(es):

Eduardo Montagner Anguiano


Subcategoría:
ficción erótica

ISBN: 9786071118004

Fecha de Publicación: 5 de Mayo de 2012
Editorial: Alfaguara
Idioma: Castellano
Tipo formato : epub

5,99 €

Comprar
Impuestos incluidos
No disponible

Carlo sabe que las botas de hule de Paolo encierran un éxtasis exclusivo, hecho únicamente para él. Lo atrapan, lo enervan, lo transgreden como él a ellas. También sabe que su fetichismo es de por sí un riesgo, y que lo es más en el pueblo lleno de establos donde ambos viven. Por obra y gracia de la cercanía de Paolo, Carlo llega a sentirse como Adán y Eva al mismo tiempo, expulsado no del Paraíso, sino de Dios. Por consejo de Oliver, su iniciador en los misterios corporales, busca robar esas botas para posesionarse de Paolo y estirar esa alegoría hasta convertirla en la doctrina universal desde donde observe el mundo, aunque es muy probable que por ello termine como un paria en su propia tierra y tenga que esconderse cada vez más a fin de ser medianamente feliz, pues, como Oliver le advierte, no es posible llegar impune a tanta perversión.

Carlo sabe que las botas de hule de Paolo encierran un éxtasis exclusivo, hecho únicamente para él. Lo atrapan, lo enervan, lo transgreden como él a ellas. También sabe que su fetichismo es de por sí un riesgo, y que lo es más en el pueblo lleno de establos donde ambos viven. Por obra y gracia de la cercanía de Paolo, Carlo llega a sentirse como Adán y Eva al mismo tiempo, expulsado no del Paraíso, sino de Dios. Por consejo de Oliver, su iniciador en los misterios corporales, busca robar esas botas para posesionarse de Paolo y estirar esa alegoría hasta convertirla en la doctrina universal desde donde observe el mundo, aunque es muy probable que por ello termine como un paria en su propia tierra y tenga que esconderse cada vez más a fin de ser medianamente feliz, pues, como Oliver le advierte, no es posible llegar impune a tanta perversión.


Relacionados:
No hay comentarios, ¡se el primero en comentar!

Agregar comentario

ccaptcha Recargar captcha